viernes, 27 de julio de 2012

Puta, humillada y con chulo


Quiero que me ingreses un euro en mi cuenta, pero ojo, no lo hagas a través de Internet, sino en una sucursal bancaria. Cara a cara con el empleado. No se trata del hecho   de que me ingreses dinero, como si yo fuera tu macarra y tu mi puta, sino del simbolismo de tener que escribir en el impreso: “Para mi Amo de su puta y zorra sumisa”. 

Quiero que lo escribas delante de un empleado o una empleada para que te humilles en público, para que ellos cojan el impreso, lo lean y tengan que escribirlo en el ordenador. Para que levanten la cabeza, te miren y vean a la chica que escribe: “para mi Amo de su puta zorra sumisa”. Quiero que mojes el coño en la ventanilla, que te sientas puta, y mía, en público, delante de todos. Y  que todos ellos sepan que eres mi puta zorra sumisa.

PD.- Como no pretendo perjudicar tus relaciones sociales, familiares o laborales, te permito (y aconsejo), que acudas a una sucursal aleja de tu lugar de residencia. Muy alejada. Vas en coche y vuelves.  De nada.

No hay comentarios: